Semana Santa tradicional en Sevilla


Estas fiestas han sido tradicionalmente celebradas en Sevilla desde el s. XVI aproximadamente. Unas cincuenta mil personas se visten con la ropa tradicional y se van a desfilar a una de las muchas procesiones organizadas, mientras que los costaleros llevan en los hombros las imágenes religiosas.

Estas fiestas son famosas por sus estatuas de la Virgen María con un hermoso dosel: son estatuas barrocas con coronas de plata y oro, mantos bordados y túnicas de terciopelo que sólo revelan la cara y las manos.

Las procesiones se realizan en la tarde y en la noche todos los días durante las fiestas. Cada cofradía sale de la iglesia que le corresponde y cada una tiene una ruta definida. Pero antes tienen que hacer la ruta o sección oficial. Este recorrido inicia en la calle de la Campana y termina en la Catedral. Después todos vuelven a su iglesia y de ahí realizan su camino establecido. Otro momento imperdible es La Saeta, en donde se canta y se reza al estilo del cante jondo flamenco, con clara herencia árabe. Surge de cualquier rincón, en las calles o en de los balcones y es a capela e improvisado. Una fiesta sumamente emocionante.

Vía:  Semana Santa en Sevilla

Sevilla, la joya de Andalucía

Sevilla es una ciudad española, la capital de comunidad autónoma de Andalucía, famosa en el mundo entero por sus maravillas arquitectónicas y su rica cultura. Atravesada por el río Guadalquivir, la ciudad tiene una historia apasionante, que abarca por lo menos desde la conquista mora, hasta las vicisitudes de la guerra civil española.

La ciudad se encuentra a unos 80 km. del Mediterráneo y es la única en todo el Reino de España que cuenta con un puerto fluvial sobre el famoso río. Sus medios de transporte incluyen una moderna red de carreteras, así como un aeropuerto internacional y una estación de ferrocarril del tren conocido como AVE (Alta Velocidad Española), uno de los trenes más veloces del mundo.

La ciudad cuenta con un casco antiguo, un casco histórico y un desarrollo moderno de la arquitectura, combinando de este modo, todos los estilos arquitectónicos y culturales. El casco antiguo incluye edificios anteriores a la revolución industrial, con estilos medievales como el gótico o modernos como el barroco. El casco antiguo ofrece las características propias del siglo XIX.

Además la ciudad cuenta con modernos edificios en donde se lucen las corrientes más avanzadas de la arquitectura actual. Entre los monumentos destacables y dignos de visitar encontramos la Catedral, la Giralda, el Alcazar, el Archivo de Indias y la Torre de Oro, que data del siglo XIII, durante la época mora de la ciudad.

Vía: Sevillaonline